Un corredor petrolero que ganó millones apostando contra el crudo y la caída de precios

En enero, un día después que los precios del petróleo se desplomaran a un mínimo de 13 años, Pierre Andurand empezó a comprar. Esta fue la primera apuesta al aumento de precios del petróleo hecha desde 2014 por el ex operador de energía de Goldman Sachs, uno de los pocos gestores de fondos de cobertura de materias primas que han podido sobrevivir a la debacle del precio del crudo.

Hasta el momento, las apuestas de Andurand -que ganó millones apostando contra el crudo- han sido acertadas. A pesar de los temores generalizados de los inversionistas por el persistente exceso de oferta, desde el 21 de enero, cuando Andurand hizo su movida, el precio de referencia internacional Brent ha subido cerca de 30%.

andurrand 1

Desde mediados de diciembre “empecé a ver una gran cantidad de señales que mostraban que el mercado podía estar cambiando”, dijo Andurand en una reciente entrevista en sus oficinas de Londres. El francés es un devoto del kickboxing y tiene una reputación de operaciones agresivas. En marzo predijo un “mercado alcista de varios años”, según una carta a los inversionistas a la que tuvo acceso The Wall Street Journal.

Andurand Capital Management LLP fue creado hace tres años a partir de las cenizas de BlueGold Capital Management LP, un fondo de cobertura de US$ 2.400 millones. El nuevo fondo de Andurand es uno de los pocos que predijeron correctamente los movimientos del precio del petróleo desde mediados de 2014, cuando comenzó su fuerte caída.

En septiembre de 2014, el flamante fondo apostó contra el petróleo. En los cuatro meses siguientes, mientras el precio se derrumbaba a casi la mitad, Andurand recaudó US$ 160 millones, una ganancia de casi 60%. En el mismo período, los fondos de cobertura ganaron en promedio 0,1%, según Hedge Fund Research. En lo que va de este año, el fondo de Andurand, que maneja US$ 710 millones, ha subido 5,8%.

La fuerte caída de los precios de los commodities en los últimos años ha dejado a muchas empresas de minería y energía sin dinero, obligando a fondos de cobertura, como los administrados por Clive Capital, Centaurus Capital y Brevan Howard, a cerrar sus puertas.

Grandes nombres, incluyendo Astenbeck Capital, de Andrew Hall, sufrieron pérdidas significativas el año pasado por haber tenido una postura excesivamente alcista.

Andurand empezó a apostar contra el petróleo a finales de septiembre de 2014, preocupado por la desaceleración de la demanda mundial de crudo y el aumento de la oferta de Estados Unidos y Libia. Dos meses más tarde, la Organización de los Países Exportadores de Petróleo (OPEP) sorprendió al mercado al negarse a recortar su producción, tal como había hecho en anteriores episodios de exceso de suministro. Esto fue una confirmación tan clara de su perspectiva que Andurand decidió aumentar su posición.

“Tuvimos que incrementar (la posición) relativamente rápido porque sabíamos que (la noticia de la OPEP) iba a ser el catalizador de un movimiento de precios”, dijo. Sin embargo, el recuerdo de pérdidas anteriores hizo que no elevara su exposición tanto como podría haberlo hecho. “Tenía un nivel de convicción muy alto, pero me había quemado un par de veces unos pocos años antes, así que estaba todavía un poco cauteloso”, dijo Andurand, cuyo fondo BlueGold había logrado enormes ganancias durante la crisis de crédito antes de tener que cerrar en 2011 tras sufrir enormes pérdidas.

En 2014, gracias a su apuesta a la caída de los precios del crudo, su nuevo fondo obtuvo un rendimiento de 38%, convirtiéndose así en uno de los fondos de cobertura de mejor desempeño del mundo. El año pasado fue más complicado. Andurand fue golpeado por los drásticos movimientos de un mercado bajista, sobre todo en abril. “El punto de vista fundamental era correcto, pero era difícil generar rendimientos muy altos a partir de ello” sin correr el riesgo de grandes pérdidas, observó.

oil

Más que el tamaño de la apuesta, fue el hecho de haberla mantenido lo que causó la ganancia, dijo. El año pasado, con un retorno mucho más modesto de 4%, el fondo de Andurand superó la pérdida media de 1,1% de los fondos de cobertura, de acuerdo con HFR.

La decisión de Andurand de revertir este año sus apuestas y empezar a comprar se basa en su opinión de que los precios han caído lo suficiente como para inducir una disminución del suministro. Los precios del petróleo todavía están 70% por debajo del nivel de mediados de 2014, hundidos por un exceso mundial de oferta.

En las últimas semanas, los precios han sido sostenidos por la esperanza de que los principales productores acuerden limitar su producción. Andurand no cree que sean necesarios tales límites. “Usted tiene el 3,5% del suministro mundial de petróleo que está para siempre por debajo del costo efectivo operativo”, señaló. “Ya vemos una reducción de la producción de varios países, como EE.UU., pero también de China, Azerbaiyán, Kazajistán, México…”.

Andurand, de 39 años, nació en Francia y pasó su infancia en la pequeña isla francesa de Reunión, en el océano Índico. Su padre, un funcionario dedicado a los equipos de guía para aviones, quería vivir en un lugar con mejor clima.

Publicaciones relacionadas

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Cerrar